Al momento de elegir un compresor de aire para tus instalaciones es importante que consideres una serie de factores que definirán, al corto plazo, si éste fue la opción correcta. Para evitar reinvertir por mal funcionamiento o porque el equipo que compraste no cubre los requerimientos que necesitas, te recomendamos que consideres lo siguiente:

Caudal 

El caudal que produzca el compresor de aire debe cubrir las necesidades de consumo de la instalación de aire comprimido. Esto lo puedes saber en los datos del equipo, te debes fijar en que unidades se expresa, ya sea FAD, normales u otro tipo. Igualmente, es recomendable que se deje un margen de seguridad.

Presión

Este dato refiere a la presión máxima de trabajo que alcanza el compresor de aire y se define partiendo de la presión que es necesaria en los puntos de consumo. Es importante que la medida de la presión no se sobredimensione pues esto puede generar una disminución en la eficiencia y más gasto de energía.

Consumo específico

Para elegir el compresor de aire ideal para tus instalaciones es muy importante que también conozcas su consumo específico, es decir, los kW de potencia eléctrica consumidos por cada m3/min de aire comprimido.

Si desconoces estos datos o requieres la asesoría de un experto, en Aire Seco nos ponemos a tu disposición. Somos expertos en compresores de aire, nos ubicamos en la alcaldía Iztapalapa, en la Ciudad de México, contáctanos por cualquiera de los medios facilitados en este sitio.